lunes, 25 de noviembre de 2013

Volver a Empezar. Contra la violencia de género

Buenos días navegantes,
ojalá tantas y tantas mujeres puedan lograr por fin,
 tener una Vida, y se sientan con ganas de volver a empezar.
Este es mi pequeño granito de arena para ti.
Me encantaría poderte abrazar y llenarte de fuerza.
Porque creo que puedo llegar a entender ese miedo.
Ese terror que te paraliza 
y te mengua hasta hacerte desaparecer.
Pero no me resisto a decirte que
aunque estés muy cansada y sientas pavor, 
aunque no sepas qué harás, a dónde irás 
ni qué será de ti y de tus hijos... 
Aunque sientas que no sirves para nada 
y te sientas muy pequeñita e incapaz,
 tienes que saber que todo eso se pasa,
que son espejismos, 
que puedes volver a empezar. 
La realidad es que eres una mujer, 
y la fuerza corre por tus venas 
desde tiempos inmemoriales.
Te mereces, y también tus hij@s, 
una nueva vida.
Una vida sin miedo. 
Debes saber que no estás sola.
Vuelve a empezar.
Vuelve a sonreír, a sentirte libre, en paz...
Despiértate por la mañana y lucha por tu vida
por volver a ser.
Se puede hacer, de verdad que se puede.
Y cuando te hayas reconstruido enseña a tus hij@s 
qué es el Amor, el amor de verdad. 
Enséñales lo que significa realmente amar, 
enséñales que la persona que elijan para compartir su vida
 debe ser buena, debe respetarles, hacerles más fuertes, 
hacerles sonreír, hacerles mejores personas. 
La persona que esté a su lado debe compartir la vida 
de forma generosa, de igual a igual, 
desde una amistad profunda y verdadera,
 y si no, mejor crecer "solos".
Te mereces lo mejor ¿me oyes?
Lo mejor.
Adelante. No estás sola.
Tú solo piensa que puedes volver a empezar.

Educar, educar, educar:
 en respeto, en igualdad, en tolerancia.
Enseñar a amar.
Esto, es trabajo de tod@s.

8 comentarios:

  1. Y tanto que se puede... y por una misma y por los mas peques se debe!!!!!!!!!! Precioso post y preciosisimo dibu Momo querida!!!

    ResponderEliminar
  2. Lo sé, lo viví, sentí miedo a admitir que estaba siendo maltratada por quien me decía que me quería,. fué difícil entender que aquello me estaba pasando.Hoy soy una mujer libre, feliz,alegre y con la autoestima donde debe estar, en mi y no en él.
    Gracias Momo, gracias por ese ánimo y ese apoyo tan necesario a todas esas mujeres que sufren.
    Desde aquí yo os digo "SE PUEDE".

    ResponderEliminar
  3. me alegro por tantas mujeres que lo hayan conseguido, mejorar su situacion y curar sus heridas. yo soy una de las que no solo no mejoraron su situacion sino que se recrudecio y fue apoyada por juezas e instituciones..Despues de 10 años de denuncias falsas por su parte y desatencion judicial por la mia, mi hija ha acabado en un centro de menores y yo con una deuda por alimentos de 5.000e que no se ejecuta nunca, y viendo como sobrevivir sola. Fallan los jueces y fallan las instituciones.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Madre mía Carma, cómo lo siento... Un abrazo

      Eliminar